Los Medias Rojas de Boston se coronaron campeones de su cuarto campeonato de la Serie Mundial en 15 años, derrotando a los Dodgers de Los Angeles 5-1 en el quinto juego, con un rendimiento muy superior por parte de los ganadores. 

Después de registrar un récord de 108 victorias en el equipo durante la temporada y ganar los playoffs de la Liga Americana, los Medias Rojas terminaron una Serie con un promedio casi perfecto. 

 La suerte de los Dodgers no fue la misma. Los Angeles ya había perdido el séptimo juego de la Serie Mundial el año pasado ante Houston, también en el Dodger Stadium con el mismo puntaje de 5-1.

Entre los mejores jugadores del juego y de la temporada, destacó el pitcher David Price quien lanzó pelota de tres hits hasta la octava entrada. Pearce conectó dos bambinazos una noche después de que su jonrón y un doble de tres carreras fueron la clave en una remontada.

De igual manera, el estratega de los de Boston, Alex Cora, se convirtió en el primer Puertorriqueño y el segundo latino en ganar la serie mundial desde el banquillo.