Las autoridades indonesias informaron hoy que el número de víctimas mortales, tras el paso del terremoto y tsunami en el país, aumentó a 1.234 personas.

La Cruz Roja confirmó que en medio de sus labores, fueron hallados los cadáveres de 34 de niños, quienes hacían parte de un campamento, sepultados entre escombros en la isla de Célebes.

De igual forma trascendió que aproximadamente 86 personas han sido reportadas como desaparecidas.

Por su parte los equipos de rescate continuarán con las labores de búsqueda en zonas donde ha sido inaccesible las labores.

Se espera que el número de víctimas tras el paso de estos fenómenos aumente en las próximas horas