5.078 millones fue la suma con la que La Superintendencia de Sociedades sancionó a la Sociedad Interamericana de Aguas Y Servicios S.A (Inassa), por el delito de soborno trasnacional.

Esto luego de que se descubriera que la firma efectuó pagos a varios funcionarios ecuatorianos en el año 2016, a cambio de omitir o retardar procesos dentro de la compañía.

Para detectar, investigar y sancionar las conductas de soborno internacional la Superintendencia de Sociedades creó un grupo de trabajo especializado en la materia, entrenó al personal investigador y puso en marcha un laboratorio forense dotado de modernas tecnologías. De igual forma, la entidad se ha dado a la tarea de fortalecer la cooperación internacional, mediante la suscripción de memorandos de entendimiento con varios países de la región.

Por su parte, Inassa deberá pagar la multa impuesta dentro de los 5 días hábiles siguientes a la fecha de ejecutoria de la decisión además de  publicar en un medio de amplia circulación y en un lugar visible de su página web, un extracto de la decisión anunciada por la Superintendencia de Sociedades.

La medida adoptada por la superintendencia se remitirá a la Cámara de Comercio para su inscripción en el registro mercantil.

Contra la sanción decretada procede el recurso de reposición, que podrá interponerse dentro de los 10 días hábiles siguientes a la notificación del mencionado acto administrativo.