Publicado a las 06:10 a.m.

Tras conocerse las fotografías que confirmarían el asesinato de los dos comunicadores y el chofer del diario ecuatoriano El Comercio, secuestrados en la frontera con Colombia por un grupo disidente de las FARC al mando de alias ‘Guacho’, el presidente del vecino país, Lenín Moreno, advirtió que le da un plazo de 12 horas “para que nos entreguen pruebas de la existencia de nuestros compatriotas”.

Así mismo, el Mandatario quien canceló su asistencia a la Cumbre de las Américas para ponerse al frente de la situación desde Ecuador, sentenció que de no recibir respuesta, actuará con “toda la contundencia” para sancionar a los responsables de este hecho.

En su alocución, agregó que sostuvo una conversación con su homólogo, Juan Manuel Santos, a fin de tomar acciones bilaterales.

Por su parte, el Mandatario colombiano, manifestó en un trino su apoyo a Moreno en conjunto con el de “nuestras Fuerzas Armadas y el pueblo colombiano”.

Entre tanto, autoridades de ambos países continúan realizando estudios especiales para determinar la veracidad de las fotografías, en las que se evidencian los mismos rasgos, el mismo vestuario, e incluso las cadenas con las que mantuvieron cautivos a los ecuatorianos, tal como se les observó en un video difundido por la organización, como prueba de supervivencia.

Al respecto, Moreno aseguró que las imágenes “apuntan a ser verídicas”, sin embargo, ninguna autoridad ha confirmado el asesinato de los tres secuestrados, identificados como Paul Rivas, Javier Ortega y Efraín Segarra, quienes fueron privados de su libertad desde el pasado 26 de marzo en la frontera entre Colombia y Ecuador cuando se disponían a realizar un trabajo periodístico.